Gominola llegó a la protectora lactante, pero gracias a su casa de acogida se ha convertido en un cachorrita fuerte y preciosa. Es una gata adorable y simpática con la cual nuca te aburres, así que si quieres ponerle un poco de alegría a tu vida adopta a Gominola.