Lilith es una preciosa gata jovencita que hemos rescatado de la calle.

Estaba muy sucia y mojada, y un poco asustada.

Es una gata muy dócil y enseguida se vino con nosotros. Es muy cariñosa y se deja acariciar y dar mimos.

Busca una familia que le de todo el amor que se merece.