Manolo es un perro de unos 13kg, que se ha quedado huérfano al perder a su dueño, solo le queda su hermano Bat que también está buscando una familia, son dos perros muy cariñosos acostumbrados a vivir en familia y ahora se ven solos y están muy tristes