Peret es un galguito muy bueno que apareció muy cansado por un campo. Se ve que llevaba varios días dando vueltas y estaba desfallecido. Estaba lleno de parásitos y muy sucio. Es muy tranquilo y sociable con perros y personas. Tememos que sea un deshecho de cazador. Ahora busca ser el rey de su casa y su sofá.